motivacion laboral

La motivación laboral es un impulso que lleva a los empleados a realizar sus labores de manera satisfactoria tanto para él mismo como para la empresa.

Importancia de la motivación laboral

Su importancia radica en que hoy en día las empresas deben ser más competitivas, la motivación a nivel laboral genera un ambiente de conformidad en él trabajo, proactivo y sentido de pertenencia por parte de los empleados, lo cual se convertirá en beneficio para la empresa.

Entrando más en detalle según Teixeira (2002, p.73) “Motivar significa dar una razón a una persona (o a un grupo) para que se comporte de una manera considerada ideal para el ejercicio de una tarea o función”.

Por lo tanto, este tipo de motivación es una forma de animar a los empleados a no desanimarse, ya que la desmotivación de los mismos en la organización generará un impacto muy fuerte. Dos ejemplos de desmotivación en la vida diaria que afectan a la empresa son:

  • Entrar a una tienda dispuesta a comprar ropa y el encargado te atenderá de manera inadecuada, es decir, con ignorancia, falta de voluntad e incluso con arrogancia.
  • Llegar a alguna organización y notar claramente ante los empleados el desaliento, el cansancio y la falta de interés.

La importancia de la motivación laboral no puede ser minimizada. En última instancia, cuando los empleados están motivados, esto aumenta la productividad, reduce la rotación y mejora el rendimiento general.

Beneficios de la motivación laboral

Como se hablo anteriormente la importancia de la motivación laboral se basa en resultados cien por ciento beneficiosos para la empresa. Unos de los factores más importantes son:

  1. Mejora la imagen de la empresa.
  2. Mayor rendimiento laboral.
  3. Retención de personal con potencial.
  4. Aumenta la competitividad empresarial.
  5. Incremento en el sentido de pertenencia.

Tipos de motivación laboral

La motivación en el trabajo puede tener variantes según el tipo de persona, es decir que no a todos los empleados les motivan las mismas cosas, en ocasiones puede variar según la edad, nivel social, cultura y otros aspectos que el trabajador podría considerar adecuados para él, así mismo la motivación laboral en una empresa puede ser de diferentes tipos:

Según el origen de la motivación

Motivación extrínseca:

Hace referencia a la motivación que obtiene una persona por adquirir un beneficio “recompensa” después de ejecutar una acción, para mayor claridad a modo de ejemplo expongamos el siguiente caso: cuando una persona realiza un trabajo para obtener su pago está recibiendo una motivación extrínseca, puesto que esta persona realizará un esfuerzo mínimo por cumplir solo la tarea dispuesta para recibir el pago.

Motivación intrínseca:

Este tipo de motivación se presenta al realizar actividades que producen satisfacción personal, es decir que no influye ningún factor externo como en la extrínseca, ejemplo cuando a un empleado le asignan una tarea que es un reto para él, culminar dicha tarea le genera un estado de satisfacción personal, pues se sentirá realizado y motivado.

Motivación trascendente:

Este tipo de motivación corresponde al sentimiento que experimenta una persona cuando el beneficio va dirigido hacia un tercero o al momento de evitar una consecuencia negativa para él, a modo de ejemplo, existe motivación trascendente cuando un empleado ayuda a uno de sus compañeros de trabajo de forma desinteresada, pues se siente motivado al realizar dicha tarea sin recibir nada a cambio.

Según el carácter del estímulo percibido

Motivación positiva:

Es la motivación que se evidencia cuando se le brinda un premio o una recompensa al trabajador tras la realización de una tarea.

Motivación negativa:

Es la motivación evidenciada cuando el empleado recibe una amenaza o un castigo luego de haber cumplido con una tarea asignada.

Según el nivel de necesidad

Motivación primaria:

Se presenta cuando la persona cumple con la realización de una tarea con el fin de satisfacer sus necesidades básicas.

Motivación secundaria:

Se evidencia cuando la persona realiza una tarea en su afán de ser aceptado por un determinado grupo social.

motivacion laboral

Ejemplos de motivación laboral

En cualquier empresa sin importar su tamaño, la motivación para trabajar es un aspecto clave que garantiza el bienestar de los trabajadores y por ende mejora el funcionamiento y los resultados de dicha empresa. Existen diversos ejemplos de motivación laboral para optimizar el trabajo de los empleados, fomentando una comunicación asertiva de manera que se muestre el interés por la realización de las tareas día a día.

Autonomía para el empleado: Se debe evitar al máximo poner al trabajador un control extremo y exhaustivo, pues permitir que el trabajador tenga autonomía aumenta su motivación, por eso es importante darle poder de decisión para realizar sus tareas.

Oportunidades de crecimiento: Se debe evitar cerrarle puertas al empleado, pues ofrecer siempre un camino sobre el que él pueda avanzar y crecer es realmente motivador, de manera que se sentirá valorado y comprenderá que su trabajo y esfuerzo tienen un sentido.

Actividades de motivación: Otro aspecto realmente motivador es ofrecer y hacer partícipes a los empleados en actividades de motivación como coaching, pues esta técnica lo que hace es incentivar la motivación de manera positiva, diferente e incluso se les hará divertida.

Dar reconocimiento: Es importante reconocer el desempeño de los empleados, también los resultados y logros obtenidos, pues esto lo que hace es aumentar la motivación en ellos y crear un gran compromiso en la realización de sus tareas.

Ofrecer incentivos: Otra de las técnicas de motivación laboral frecuentes es la de ofrecer incentivos a los empleados cada cierto tiempo, como recompensas salariales, premios o bonos, los cuales seguramente harán que los trabajadores se sientan aún más motivados.

Mostrar interés: Se debe preguntar al empleado acerca de sus tareas, apoyarlo en sus decisiones y escuchar sus propuestas, pues esto lo que hace es que el trabajador se sienta con un alto nivel de motivación para realizar sus tareas, pues sentirá que sus opiniones son realmente tomadas en cuenta.

Ambiente de trabajo: Es necesario crear un clima laboral agradable con buenas relaciones entre los empleados de la empresa, pues de esa manera se aumentará la satisfacción en ellos y por ende estarán más motivados al realizar sus tareas.

Condiciones laborales: Se debe garantizar al empleado diversas condiciones laborales que van incluidas en el contrato de trabajo tales como, el salario, las jornadas, las primas, los horarios flexibles y la conciliación laboral, puesto que dichas condiciones hacen que el trabajador se sienta más satisfecho no solamente en su vida laboral sino también en la personal.

motivacion laboral

¿Cómo motivar al personal de una empresa?

Es evidente que una de las principales preocupaciones de un empleador es que sus empleados rindan eficientemente para que los objetivos de la empresa se cumplan y por ende se puedan obtener los resultados adecuados. Sin embargo, existen diversos obstáculos en los empleados que afectan la productividad de la empresa tales como la falta de compromiso y de motivación laboral al realizar sus debidas tareas. Pero hoy te enseñaremos algunas recomendaciones para romper esos obstáculos y lograr que tu empresa llegue a ser de las mejores a nivel mundial.

Uno de los métodos más utilizados para motivar a los empleados es el coaching. Pues lo que este método hace es brindar beneficios a los trabajadores y por ende a las empresas. Fomenta el desarrollo personal de los empleados y ofrece diversas técnicas para que los trabajadores tengan una adecuada comunicación entre ellos. 

Reúnete con tus empleados diariamente y semanalmente: Las reuniones dentro de la empresa son de gran importancia, pues permiten organizar las tareas que se van a realizar bien sea durante el día o durante la semana. Además, permiten mejorar el clima laboral de manera que los empleados comparten opiniones entre ellos y así se fortalecen las relaciones interpersonales.

Motívalos a que muestren su opinión y sus ideas: Es fundamental hacerle ver al empleado que su opinión es importante no solo para el empleador sino también para la empresa. Felicitarlos por sus logros alcanzados y que tengan siempre sensación de pertenencia es importante en la motivación laboral.

Motiva a tus empleados sin provocar competencias: Brindar incentivos es importante siempre y cuando no sea por competencia sino en cooperación para todo el equipo de trabajo. Pues de lo contrario se perjudicará la empresa y por ende el clima laboral debido a que los empleados empezaran a tener conflictos y rivalidades entre ellos.

Recuerda que con un equipo de trabajo motivado no solo tendrás personas satisfechas, pues también lo estarás tu y por supuesto, se beneficiara tu empresa.

Bibliografía:

TEIXEIRA, Elson Adalberto. Teoría General de la Administración y la Práctica: TGA & P. 1. ed. Rio de Janeiro: Editora FGV, 2003.

DEJA UN COMENTARIO

Por favor escribe tu comentario
Por favor escribe tu nombre aquí